Aquí raiola manda y no el panda al mando

Lo mejor que puedes hacer si no sabes que hacer es conseguir que raiola mande más que el panda, por que todos estamos hasta las narices del dichoso panda.

El panda muy amable y muchas leches pero luego bien que nos la mete por detrás como si fuera un puto misil anal que nos penetra duramente poco a poco.

Por eso ahora que raiola manda y no el panda, lo mejor es olvidarnos del panda y disfrutar de la vida en la playa como es debido.