Casas tipo Domo, modelo de cúpula geodésica

 

Aunque las primeras Domos con encofrados hinchables fueron construidas en EE.UU. hace más de 30 años como almacenes de patatas y graneros, pronto surgieron las primeras viviendas debido a las excepcionales ventajas de las domos.La forma de una Domo cubre un área mayor utilizando menor cantidad de material que cualquier otro tipo de edificio convencional. Al entrar en una Domo se produce un efecto sorpresa pues se percibe el interior muchísimo más amplio de lo que nos imaginábamos desde el exterior. Esto se debe a que predominan las formas curvas y techos altos y estamos acostumbrados a habitar casas cuadradas donde predominan las esquinas de 90º. Tampoco estamos acostumbrados a tener una abundancia de luz natural colándose a través de ventanas y tragaluces.Las Domos se pueden construir prácticamente de cualquier forma y tamaño que podamos imaginar. Las posibilidades de diseño son ilimitadas. Las aperturas en la estructura pueden ser de hasta un 40% de la superficie total. La vivienda puede ser grande o pequeña, estar hecha de una sola Domo o de varias conectadas, puede ser de una planta o de varias, puede ser simple o espectacular, y puede adaptarse a cualquier tipo de paisaje.Algunos ejemplos de estructuras en planta:

Las Domos no son un producto de masas. No gustan a todo el mundo porque son diferentes, y muchas personas aún permanecen ancladas en la tradición y la convención sin ni siquiera considerarlas. Para ellos, una Domo nunca será su casa soñada. Pero existe otro grupo selecto de propietarios responsables de un gradual pero creciente replanteamiento de lo que una vivienda soñada debe ser. Este nuevo planteamiento se basa en el valor añadido que aporta una Domo, incluyendo el diseño.

¿Cuánto cuesta una vivienda Domo? A la hora de hablar de precio, conviene hacer una distinción. Por un lado tenemos el coste de construcción inicial, y por otro el coste permanente de mantenimiento.

Así como en Domos industriales de gran tamaño, e inclusive en grandes edificios tipo colegios o polideportivos, el coste de construcción de la Domo significa un ahorro considerable frente a construcciones convencionales de similar tamaño, cuando hablamos de una residencia debemos pensar que la Domo cuesta más o menos igual que una vivienda convencional.

Pero comparar solamente el coste de construcción sin considerar otros factores que intervienen no es realista:

  • La fortaleza y durabilidad de los materiales utilizados en una vivienda convencional no tienen mucho que hacer frente a una Domo monolítica de cemento armado. Si se intentara construir una cúpula (por las ventajas arquitectónicas que ofrece) sin utilizar un encofrado hinchable, el precio se dispararía.

  • Los tiempos de construcción de las Domos son menores y mucho más precisos que en una vivienda tradicional, donde frecuentemente se producen retrasos que significan un aumento del presupuesto. La construcción de una Domo no se ve afectada por las inclemencias del tiempo.

Y A LARGO PLAZO el coste permanente de mantenimiento de la Domo es muy inferior por varias razones:

  • Tiene el mejor aislamiento del mercado, por lo que se produce un ahorro del 50% o superior tanto en calefacción como en aire acondicionado.

  • Al ser la Domo incombustible, utilizar materiales muy sólidos y no verse afectada por termitas, se pueden negociar mejores tarifas en el seguro de la vivienda.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *